Estiman que 20 mil menores en México son sometidos a explotación sexual

Posted on 27 agosto 2008

0


Emir Olivares Alonso

Pese a que es una “de las peores violaciones a los derechos humanos”, en México no existen cifras oficiales en torno a la explotación sexual infantil, además de que el actual gobierno federal no ha cumplido con las obligaciones expuestas en la ley sobre la materia, denunció Raquel Pastor, coordinadora de la organización Infancia Común.

La activista explicó que México se ha convertido en un país de origen, tránsito y destino de personas –incluidos niños y niñas– que son víctimas de la trata de seres humanos para someterlos a explotación sexual comercial y trabajo forzado.

Ante la “urgencia” por erradicar ese fenómeno, Infancia Común, la Red por los Derechos de la Infancia en México, el Instituto Politécnico Nacional, la Universidad Iberoamericana, la Fiscalía Especial para Delitos de Violencia contra la Mujer y la Trata de Personas (Fevimtra), así como otras dependencias gubernamentales, anunciaron en conferencia de prensa que a partir del próximo 22 de septiembre se impartirá un diplomado sobre el tema, dirigido a servidores públicos, representantes de la sociedad civil y comunicadores, para combatir la impunidad de ese delito.

En este contexto, Elvira Luna, representante de Fevimtra, señaló que en el año 2000 se estimaba que había 16 mil niños en esa condición y aunque actualmente no existen cifras oficiales, se prevé que los infantes explotados sexualmente podrían ser más de 20 mil.

Pastor, por su parte, resaltó que el titular del Ejecutivo federal, Felipe Calderón, ha incumplido las obligaciones señaladas en la Ley para Prevenir y Sancionar la Trata de Personas, publicada en el Diario Oficial de la Federación el 27 de noviembre de 2007, ya que –explicó– el funcionario debió publicar el reglamento referente a la mencionada normativa en un periodo máximo de 120 días hábiles, periodo ya vencido, pues hace nueve meses se oficializó la norma referida.

La activista indicó que otra omisión del gobierno federal es que tampoco ha instaurado una comisión intersecretarial, que tendría como objetivo, entre otros, elaborar el Programa Nacional para Prevenir la Trata de Personas.

Ante ese panorama, Pastor consideró que el Estado mexicano demuestra no tener ni capacidad ni voluntad para combatir ese ilícito.

Durante la conferencia se informó que Ciudad Juárez, el Distrito Federal y Tijuana son las tres urbes más utilizadas por quienes trafican personas con destino a diversas ciudades de Estados Unidos.

Se advirtió que México ocupa el segundo lugar en explotación sexual comercial infantil, que genera ganancias anuales del orden de 24 mil millones de dólares, actividad que está por encima de la venta de armas y que sólo es superada por el narcotráfico.

México –señaló Pastor– ocupa además el segundo lugar a escala mundial en cuanto a producción de pornografía infantil, sólo después de Tailandia.

Con ello se demuestra que los niños son un sector en extremo vulnerable ante ese delito en el país, por lo que las autoridades están obligadas a contrarrestarlo y combatirlo.