Alemania encara sus fantasmas: exhibe cinta sobre acciones armadas del RAF

Posted on 2 ottobre 2008

0


Apuesta el director Uli Edel por una visión objetiva sobre los sucesos de los años 60 y 70

■ El grupo surgió como ala militante y radical del movimiento estudiantil de protesta

Alia Lira Hartmann (Corresponsal)

Los protagonistas del filme, Moritz Bleibtreu y Martina Gedeck

Los protagonistas del filme, Moritz Bleibtreu y Martina Gedeck

Berlin, 30 de septiembre. En medio de la polémica y de gran expectación, se estrenó este fin de semana en Alemania El Complejo Baader-Meinhof, película que muestra las acciones que en los años 60 y 70 llevó a cabo la organización armada Fracción del Ejército Rojo, (RAF, Rote Armee Fraktion por sus siglas en alemán).

A 10 años de la disolución de la RAF, esta película intenta dar una visión objetiva de este grupo armado que a finales de los años 60 surgió como ala militante del movimiento estudiantil de protesta.

Una de las producciones más caras del cine alemán, El complejo Baader-Meinhof, está basada en el libro del mismo nombre de Stefan Aust, ex redactor en jefe del prestigioso semanario Der Spiegel y con Bern Eichner como productor de éxitos cinematográficos como El perfume, El Hundimiento y El nombre de la Rosa.

El complejo Baader-Meinhoff cuenta con un reparto que reunió a la crema y nata del cine alemán.

Los dos personajes centrales y que dan vida a los dos fundadores de la RAF o Banda Baader-Meinhof, por sus apellidos son Martina Gedeck (La vida de los otros) protagonizando a la periodista Ulrike Meinhof, mientras que Moritz Bleibtreu (Corre Lola corre y El experimento), por su parte, protagoniza a Andreas Baader.

El director Uli Edel reconoce que este trabajo ha sido difícil, un trabajo con imágenes muy duras y con mucho dolor.

Dos horas y media en las que abundan las escenas de sangre y violencia, pero la temática gira en buena parte alrededor de la sicología de los miembros de la organización, su radicalidad, sus contradicciones, la firme convicción de que el mundo se podía cambiar y finalmente su derrumbe.

Ficción en clave documental

El director Edel ha declarado también que otra de las intenciones de la película es que el espectador se identifique con los protagonistas, pero hasta cierto punto. Por otro lado afirma también haber colocado su cámara del lado de las víctimas para ver realmente quienes fueron y alejarse de todo romanticismo revolucionario, es decir, hacer ficción en clave documental.

Al apoyarse con material documental pueden verse escenas de la matanza de estudiantes el 2 de octubre de 1968 en México, el asalto terrorista contra el equipo de Israel en los Juegos Olímpicos en Munich en 1972, discursos originales del líder estudiantil Rudi Dutschke, quien sufriera posteriormente un atentado o emisiones televisivas del entonces canciller Helmudt Schmidt.

La filmación se realizó en locaciones originales donde sucedieron los hechos y el director Uli Edel se apoyo en buena parte también en las versiones de quienes participaron en las protestas, ex estudiantes de la Universidad de Berlín o policías, algunos de los cuales han reconocido que se actuó con exagerada violencia.

La primera escena de la película se sucede al frente de la Ópera de Berlín con la visita del Sha de Irán a Alemania y la protesta por esta visita, en junio de 1967, por parte de estudiantes en la cual resultó muerto un joven a manos de la policía.

Original es también la cárcel donde se realizó el juicio a los 4 integrantes de la primera generación de la RAF, Ulrike Meinhoff, Andreas Baader, Gudrun Ensslin y Jan Carl Raspe.

Otras locaciones fueron algunas de las ex cárceles de la Stasi, (Statssicherheitdienst), organismo de seguridad de la ex Alemania Oriental para recrear el estado de aislamiento de los presos. El director aseguró no haber usado luces externas y haber reconstruido hasta el último detalle las celdas en que estuvieron encerrados los miembros de la RAF.

Encarcelada la primera generación de la Fracción del Ejército Rojo en 1972, la segunda generación estuvo encabezada por Briggitte Monthaupt, quien en 2005 recobró la libertad después de 28 años de encarcelamiento, papel protagonizado por Natja Uhl (Verano en Berlín y Al otro lado).

Esta segunda generación llevó a cabo algunos de los más espectaculares ataques, buscando tanto liberación de los detenidos como los asesinatos del presidente del Dresdner Bank, Jürgen Ponto, y el secuestro y asesinato del jefe de la patronal alemana Hanns-Martin Schleyer, también antigüo miembro del partido Nazi.

En octubre de 1977 los cuatro miembros fundadores del Ejército Rojo aparecieron muertos en sus celdas en una prisión de alta seguridad de Stuttgart. La versión oficial fue suicidio. La cinta apoya esta versión.

La película termina con la escena del asesinato de Schleyer en 1977.

Los productores han puesto a disposición del público y de las escuelas material didáctico sobre la película y sobre este capítulo de la historia alemana.

Posted in: Cinema