77 asesinatos en el más violento día del sexenio

Posted on 12 giugno 2010

0


 

Perecen 2 preparatorianas en SLP al quedar en medio de un fuego cruzado entre sicarios

Foto

Socorristas, policías y militares afuera del centro de rehabilitación en el que fueron ultimadas 19 personasFoto Ap

De la redacción

Periódico La Jornada
Sábado 12 de junio de 2010, p. 2

Setenta y siete personas fueron asesinadas ayer, el día más violento en lo que va del sexenio, por miembros del crimen organizado en los estados de Chihuahua, Tamaulipas, Guerrero, Sinaloa, Durango, San Luis Potosí, Jalisco, Michoacán y Querétaro.

La jornada comenzó con la ejecución de 19 internos de un centro de rehabilitación de adictos a las drogas ubicado en la ciudad de Chihuahua.

En el ataque, perpetrado por un comando de alrededor de 25 hombres, dos personas resultaron heridas, y a seis más los agresores les perdonaron la vida. Es la cuarta agresión de este tipo en la entidad de 2009 a la fecha.

Pero la ola delictiva en Chihuahua no paró ahí. En incidentes distintos, 15 individuos fueron ultimados, entre ellos tres policías municipales de Ciudad Juárez, incluido el comandante Julián Armando Medina.

En un hecho sin precedente, 20 presuntos integrantes del crimen organizado fueron ejecutados en una sola mañana en Ciudad Madero, en el sur de Tamaulipas.

Los cadáveres –entre ellos los de dos mujeres– quedaron regados por calles de las colonias La Hipódromo, El Chispús y Talleres de esa urbe petrolera. La mayoría de las víctimas tenían el tiro de gracia en la frente, característico de los ajustes de cuentas entre narcotraficantes.

Por la tarde, dos grupos antagónicos de pistoleros protagonizaron una balacera –que dejó dos muertos– a cuadra y media de la casa del procurador de justicia de la entidad, Jaime Rodríguez, ubicada en la capital, Ciudad Victoria.

Hasta el cierre de esta edición la Procuraduría General de la República (PGR) no había iniciado ninguna averiguación previa respecto de las masacres cometidas en Chihuahua y Tamaulipas.

Las indagatorias se mantienen en el ámbito de las procuradurías locales, informó la dependencia federal.

En Gómez Palacio, Durango, los policías municipales Cristóbal Javier Machado, José Andrés Aguilar Villaseñor y José Armando Carrillo fueron ultimados por sujetos que les quitaron sus armas y quemaron su patrulla.

La ola de violencia no estuvo exenta de muertes de civiles inocentes: en Ciudad Valles, San Luis Potosí, dos jóvenes preparatorianas perecieron y cuatro muchachos resultaron heridos al quedar en medio de un fuego cruzado entre presuntos sicarios.

Los alumnos de los colegios de bachilleres seis y 24 circulaban en una camioneta cuando fueron alcanzados por los proyectiles. Perecieron Adriana Yareth Ángeles Pérez y Jessica Orozco Bustos, de 17 y 18 años de edad, respectivamente.

Las acciones del crimen organizado siguen sorprendiendo a las autoridades.

En el municipio de Tecoanapa, Guerrero, encontraron el cadáver decapitado de Gaudencio Diéguez Teresa, de 50 años de edad, envuelto en una lona. Estaba recargado sobre una columna de concreto, con su cabeza entre las piernas y un narcomensaje.

En Teloloapan, también en Guerrero, cuatro presuntos sicarios balearon a elementos del Ejército, quienes repelieron el ataque y dieron muerte a dos de los agresores. La policía de la entidad reportó cuatro ejecuciones más.

Otros nueve homicidios se cometieron en Sinaloa, Michoacán, Querétaro y Jalisco, donde desconocidos dejaron una cabeza de cerdo y un narcomensaje junto al cuartel militar de Colorado, ubicado en Guadalajara.